Quienes ignoran la estadística están condenados a reinventarla

Esa frase la he pronunciado en alguna ocasión y no sé si la habré escrito en este blog. La reescribo porque hace apenas unas horas he leído un artículo en el que un tipo ha redescubierto el partial pooling (quien lo ignore lea esto urgentemente). Claro, proponía unas cosas tan raras como ocurrentes que se reducían en la estrategia que he contado: tengo cierta intuición de una idea genial que no llego a aprehender enteramente y procedo a moverme dando tumbos y a golpe de ocurrencias en la difusa dirección en la que parece apuntar.

Y todo esto le pasaba porque nadie le enseñó la estadística que merece la pena saberse. El mundo sería más simple si el tipo hubiese planteado el problema como un de partial pooling desde el minuto cero, hubiese constatado que las herramientas habituales se quedan cortas para implementar el modelo en tiempo y forma y hubiese dicho: de entre todos los atajos que se me ocurren para resolver el problema, me he decantado por tal por las razones que sean.

Coda: como referencia, el artículo en cuestión.

Comenta

Your email address will not be published.

Puedes usar estas etiquetas y atributos de HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code class="" title="" data-url=""> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> <pre class="" title="" data-url=""> <span class="" title="" data-url="">

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.