A épsilon de todo

Usé a principios del verano una metáfora matemática como justificación de los contenidos de un curso que dicté pero que se puede extender al conocimiento en general. Más bien, a una estrategia para adquirirlos. La estrategia de estar a un ϵ de todo.

La metáfora está basada en el siguiente hecho: en dimensiones altas, casi toda la esfera unidad está a distancia ϵ de su corteza. En efecto, el volumen de una esfera de radio unitario en dimensión d es K_d y la de una esfera de radio 1-\epsilon es K_d (1-\epsilon)^d. El ratio entre ambas cantidades es (1-\epsilon)^{-d}, que tiende a cero con d.

Si damos por bueno que el conocimiento es (altamente) multidimensional y representamos lo que merece ser sabido como el contenido de la esfera unidad, basta con no saber demasiado, K_d (1-\epsilon)^d (aunque debidamente elegido) para estar a un \epsilon (una consulta a StackOverflow, una búsqueda en Google, una lectura diagonal sobre el capítulo de un libro adecuado) de todo.

Nota: Esta es una de las pocas entradas mías de índole motivacional, automotivacional, autoayuda, engaño y autoengaño. Usadla, si os parece bien, siempre a sabiendas de ello.